Humanity at Music

Maite Mutuberria, ilustradora.

Maite Mutuberria nació en Eltzaburu, Nafarroa, en 1985. Es ilustradora y ha ilustrado varios libros de la Literatura Infantil y Juvenil, siendo varias veces galardonada por su trabajo en ese ámbito: Premio Lazarillo en 2014 y Rikardo Arregi Sari Berezia en 2017, entre otros. Mutuberria ha sido la creadora de la imagen de Humanity at Musica e ilustradora del libro del proyecto.

 

¿Qué es para tí el proyecto Humanity at Music?

Para mí ha sido una bonita sorpresa en todos los sentidos. Por un lado, me ha dado la oportunidad de conocer la experiencia particular que tenía tan cerca y, por otro lado, la ocasión de trabajar con artistas de nuestro territorio.

 

Te has encargado del diseño del libro y las ilustraciones de los textos. ¿Cómo han surgido las ilustraciones?

He elegido el collage para las ilustraciones. He recuperado fotos viejas de MONDRAGON y he realizado nuevas composiciones con ellas. De ese modo, he logrado reunir los recuerdos de estos 75 años y nuevos aires actuales.

Es una técnica que utilizo mucho, pero en este caso he utilizado más formas geométricas. He tenido como referencia el constructivismo ruso, porque me parece que las formas planas y geométricas nos inspiran industria y música. Junto a esas ilustraciones enérgicas, el diseño será sutil.

 

¿Cómo será la publicación?

La publicación será muy cuidada para darle al libro el valor de un tesoro. Tendrá un gran formato, para leerlo con calma, y presencia de mucho blanco, para poder respirar.

 

Cultura cooperativa, intercooperación… son grandes conceptos. ¿Cómo se fusionan con las disciplinas artísticas del proyecto?

El proyecto reúne el trabajo de muchos artistas siguiendo el espíritu profundo de esos conceptos.

Los músicos, los bailarines, los bersolaris, los escritores, la ilustradora… debemos trabajar todos juntos, teniendo en cuenta el trabajo de los demás, para realizar un proyecto de equipo.

 

¿Qué importancia tiene la ilustración en el proyecto?

La ilustración tiene gran presencia en el libro. Se recogen textos diversos y de muchos escritores, por eso, la ilustración tiene como objetivo aunar todos esos trabajos para darle un hilo al libro.

Además, siendo un libro para guardar en casa, las ilustraciones quieren darle vistosidad al producto.

 

¿Qué has querido transmitir?

Historia, humanidad, actualidad, la semejanza entre trabajo y el ritmo de la música, el espíritu para vivir en comunidad, futuro, presencia de personas de diversas edades, el modo de vida que ha elegido un pueblo...

El libro, una joya para guardar
y regalar

Como dice Maite Mutuberria, ilustradora del proyecto, el libro tiene el valor de un tesoro. Es un libro para leer en calma y guardarlo para siempre. Reúne el pasado, presente y futuro del cooperativismo vasco, pero, sobre todo, es un trabajo artístico e inspirador. Un libro que debería estar en casa de cualquiera que vive o haya vivido el cooperativismo desde dentro.